domingo, 11 de diciembre de 2011

Resaca


Tras pasar los días siguientes a mi primera Maratón, donde la emoción del momento aún está a flor de piel (me volvía a emocionar una y otra vez al escribir mi crónica, al ver los relatos de otros corredores, al reconocerme en alguna foto...) paso a paso llega el momento del bajón.

Días de resaca y nostalgia, recordando los momentos épicos, con la sensación de que aunque repitas la experiencia, nunca será igual. La primera vez siempre será diferente.

Dos semanas después, las secuelas del esfuerzo aún se notan. Estuve una semana de reposo total, el lunes 28 apenas me podía mover, tenía unas terribles agujetas y bajar un par de escalones era toda una experiencia religiosa. Afortunadamente a partir del martes las sensaciones fueron mejorando y ya pude hacer vida normal. 

El domingo siguiente a la carrera me puse la ropa de faena y fui a mi parque a quitarme el mono. Fue un entreno bastante extraño pues las piernas me pedían guerra y aunque en principio iban a ser 30-35 minutos de trote, salí mucho más rápido de la cuenta y acabé demasiado cansado. Las piernas aún no estaban preparadas para mucha batalla, pero algo dentro de mi me pedía darles caña.

Esta semana he salido un par de días más, ya a ritmos más adecuados y las sensaciones han sido las esperadas: pesadez y fatiga, el cuerpo aún necesita más días para recuperarse al 100%.

Tengo muchas ganas de comenzar a preparar nuevos retos, la Media Maratón de mi ciudad a finales de Enero y puede que una segunda Maratón en Marzo o Abril, en Barcelona o Madrid. Esta semana tomaré una decisión.

Mientras tanto seguiré con mi resaca de esas horas por Valencia,  con algo de añoranza pero contento por cumplir mi gran reto. Recordando una y otra vez esos increíbles metros finales que todo el mundo debería experimentar  alguna vez.

La foto al inicio de la entrada me la sacó mi gran amigo Manolo, apenas 2 minutos después de cruzar la meta. Ahí estoy reventado pero inmensamente feliz por haber cumplido un sueño que apenas unos meses antes ni hubiera imaginado. Acabando el primer Maratón de muchos más que vendrán.

16 comentarios:

  1. Es lo normal esa nostalgia y bajón después de una maratón, y también que el cuerpo tarde en coger otra vez el ritmo.
    Tanto Barcelona como Madrid están muy bien, Madrid es más dura, o eso dicen que yo la voy a conocer este año.

    ResponderEliminar
  2. One month after my first marathon in May I ran a 10k race and I was so slow! It does take a while to recover.

    It hasn't been so bad this time round and my aches were gone by the Wednesday. The worst thing for me was the plane journey home on the Monday, cramped into a little seat! I could hardly move my legs when I got off.

    I signed up for Madrid today and it would be great to meet you there :-)
    So, yes, I'm voting for you to run Madrid!!

    ResponderEliminar
  3. Es que esa medalla que nos dan al final es un bálsamo que lo cura todo... :) Ya podrían darle en el kilómetro 35... ;)

    ResponderEliminar
  4. Bueno, Pancho... Ya he comprobado leyendo tu crónica que tu primer Maratón ha sido una experiencia positiva y que has "sobrevivido"... Me alegro de que estés ya pensando en nuevos objetivos... Lo importante en este momento es que no te dejes llevar por la euforia y te recuperes sin ninguna prisa... Ahora ya debes pensar y conducirte como un auténtico maratoniano..!!

    ResponderEliminar
  5. Que estes pensando en la siguiente, es muy buena señal,yo he conocido a mucha gente, que corrió una (en pasado, algunos muy en pasado), y no han vuelto a correr ninguna mas. Yo tambien me tengo que decidir, en cual, a Madrid en las fechas que son, no puedo venir, así que tendra que ser por los States, antes de Junio. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Yo suelo tardar un mes en recuperarme. Una semana sin hacer nada, luego una semana muy suave y un par de semanas donde meto un poquito de calidad. Pero a partir de las cuatro es cuando estoy listo para "entrenar".
    Los anglosajones lo llaman "marathon blues".

    ResponderEliminar
  7. Hola hombre, ya el cuerpo se va arreglando, yo la primera semana trote 20 minutos el: lunes (con agujetas), miercoles, viernes y domingo..... la segunda semana he descansado completamente y hoy he empezado la tercera, que haré un poquito mas que la primera....

    Yo cuando termine mi primer maratón, estaba convencido de que correría más, y así ha sido.... llevo 6 pero en este de Valencia, a 12 kilómetros de meta, me planteé que igual era el último, pero ya estoy pensando en el siguiente, no se que tendrá esto, pero la llegada y la medalla de la meta es algo indescriptible, yo me emociono cuando veo y recuerdo cualquiera de ellas.
    un saludo y animo a todos

    ResponderEliminar
  8. Te ha durado poco el Blues del Maratón Pancho. Desde luego es una indicación clara de que te has preparado bien y que tu cuerpo ha asmiliado los kilómetros perfectamente. Sin duda ya empiezas a querer más!

    ResponderEliminar
  9. Depresión post-maratón. Nostalgia, cansancio y retrospectiva continua. Yo creo que no hay que tener prisa en volver a estar al 100%, que el cuerpo debe asimilar lentamente todo ese esfuerzo. Es tiempo de relajarse y correr de otra forma, más por gusto. Más tarde o más temprano escucharás cantos de sirena nuevamente...

    Mola la foto.

    ResponderEliminar
  10. la foto habla por si sola, efectivamente detras de esa sonrisa de satisfacción se aprecia el cansancio del que hablas, es bueno y necesario creo, ponerse nuevos retos, por que se queda uno como "vacio" despues del maratón. un abrazo compañero

    ResponderEliminar
  11. Muchas felicidades, la foto desde luego habla por sí sola! yo para 2012 te recomiendo Barcelona, el año pasado la disfruté muchísimo, el recorrido es precioso y la organización inmejorable. En todo caso, te deseo muchos kms felices y que nos lo cuentes!

    ResponderEliminar
  12. Pues nada Pancho, si el cuerpo te pide marcha adelante con esos retos. Después de la inmensa satisfacción que se tiene al terminar el primer maratón es normal que se te pase todo esto por la cabeza y te plantees nuevas metas.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  13. La mejor forma de superar la depresión postmaratón es fijar un nuevo objetivo y empezar a preparar el plan de asalto, ya nos contarás

    ResponderEliminar
  14. Yo también estoy como melancólica. A ver si esta semana empezamos de nuevo. ¡Ánimo!, que tienes muchos objetivos por delante :)

    ResponderEliminar
  15. Puede que no sea igual, pero no pierdas nunca la ilusión de llegar a la meta como la primera vez!!
    saludos!

    ResponderEliminar
  16. Veo que te recuperas bien de la resaca de la maratón, pues ya estas planeando la siguiente, jejeje. Esto es un vicio!!
    Yo ya me he apuntado a la de Barcelona, por lo que te animo a que elijas esta :)
    En la san silvestre nos vemos seguro, aunque como le dije a Gonzalo, a ver si quedamos antes para tomar una tropical, jeje
    Saludos

    ResponderEliminar